S谩bado 19 de Enero del 2019

OPANOTICIAS.COM

OPANOTICIAS

Opinión

La soberbia del burócrata

La


Tan pronto quedo descubierta la obra del intercambiador vial de la carrera 16 con avenida La Toma, la sorpresa fue que la gente descubrió que en todo el centro de la calzada por donde está la ciclovía quedó un poste de luz anclado.

Se veía desde cualquier lado. Y claro la noticia se rego como polvora en Neiva y nadie creía que una de las obras más representativas del  alcalde Rodrigo Lara Sánchez fuera a quedar con un poste “sembrado” en la mitad. La polémica se armó y la gente empezó a buscar culpables. Pero antes que eso los memes, los chistes y las burlas dejaron mal parada a la administración. El consenso; el poste era para frenar las motos que invadían la cicloruta.

La obra de infraestructura vial más importante para la operación del Sistema Estratégico de Transporte Público de Neiva. con más de 36 mil millones de pesos invertidos, 2.000 empleos directos e indirectos y 18 meses de ejecución en la construcción del Intercambiador vial de la Carrera 16 con Avenida La Toma, según la misma Alcaldía y el bendito poste se tiro todo. El argumento de la defensa de la Administración ante las críticas fue señalar, que la obra aún no se inauguraba y en el cronograma de trabajo estaba contemplado que el traslado del poste se haría en esta última fase del proyecto, como quién dice, “todo estaba fríamente calculado”. Y lógico, el poste fue movido del mal parqueo en que estaba, lo sorprendente es la actitud de funcionarios y áulicos de la administración para cantar el desquite de la vergüenza vivida.

Durante los días previos a la apertura del puente, con una arrogancia poco antes vista y un deseo de venganza casi que uribista, el comité de aplausos de la alcaldía negó que ese poste estaba de mostrario de un garrafal error, como muchos que hay en el interior de la administración, solo para decir las veces que se aplazo la entrega de esa obra. Porque los eventos publicos son los que más conocimientos necesitan, pues los ciudadanos deben entender muy bien en qué se están gastando la plata. Incluso, la traída de la vicepresidente para el acto inaugural, alguien totalmente ajeno al proceso que preconiza la alcaldía, es algo que merece una explicación, no todos los neivanos nos sentimos representados en ese evento por esa señora. Asi como estamos esperando una explicación, del porque una candidata a la Alcaldía hace campaña con recursos públicos.

Y si es verdad, lo que dice la Alcaldía; “esta obra representa responsabilidad y transparencia en el manejo de los recursos públicos. Seguiremos afrontando grandes retos para la transformación de la ciudad, con el apoyo más importante, el de los ciudadanos”, deberían de dejar tanta arrogancia y soberbia, y más bien asumir el compromiso de servidor público. Y si el Alcalde esta haciendo su trabajo, por que construir un puente es eso, hacer el trabajo bien, entonces hay que resaltar eso y si hay errores hay que reconocerlos y no salir a pedir la sangre de los contradictores. No podemos darle tanto bombo a algo normal como terminar una obra, y mucho menos,  celebrar que no se robaron los dineros públicos. Eso debería ser normal, “lo público es sagrado”, dicen que dijo Mockus.


Loading...
San Pedro Plaza