Cayeron en Caquetá cabecillas de las disidencias que pretendían reorganizar la Teófilo Forero

Los dos presuntos cabecillas alias el ‘Loco Ferney’ y alias el ‘Pescador’ lideraban acciones delictivas en la Segunda Marquetalia. Son señalados de crímenes de líderes comunales en Huila y Caquetá y el homicidio del personero de Puerto Rico Freddy Chavarro.

alt=

En una operación coordinada entre el Ejército Nacional, la Policía y con trabajo de la Fiscalía General de la Nación, permitieron la captura del sujeto señalado de ser alias el ‘Loco Ferney’, presunto cabecilla principal de la compañía ‘Fernando Díaz’, del grupo armado organizado residual Segunda Marquetalia.

Asimismo, fue capturado un sujeto conocido con el alias de Pescador, quien haría las veces de segundo cabecilla de esta misma compañía; en el lugar de los hechos fueron incautadas dos armas de largo alcance tipo fusil.

La operación se efectuó en la vereda Tovar Zambrano, del municipio de Florencia, departamento de Caquetá, gracias al trabajo realizado por inteligencia policial y militar, el cual fue determinante para ubicar y fijar esta comisión armada, donde tras una maniobra de asaltó aéreo realizada por unidades especiales se logró la captura de estos sujetos.

El ‘Loco Ferney’ sería el encargado de coordinar actividades delictivas mediante la activación de artefactos explosivos contra comerciantes de la región, quienes se rehusaban al pago de extorsiones, también sería el responsable de la quema de vehículos en la vía Puerto Rico, en Caquetá, en diciembre del año 2021.

Además, direccionaba el reclutamiento forzado de menores de edad, coordinando actividades de financiamiento ilícito mediante el acopio, tráfico y comercialización de alcaloides en los municipios de Florencia, La Montañita, El Doncello y San Vicente del Caguán.

Dentro de su actuar criminal se le señala del homicidio del personero del municipio de Puerto Rico, Fredy Chavarro y de la líder social Yissela Trujillo, además de varias amenazas dirigidas al alcalde de ese lugar.

Según las autoridades, tiene un prontuario criminal de más de 10 años, es señalado de cometer homicidios selectivos contra líderes sociales y miembros de la junta de acción comunal en el departamento del Caquetá, así como de la ejecución de acciones delictivas contra la Fuerza Pública.