Prefiero ser anticuado!

Desde nuestro primer gemidos en esta tierra nos hemos debatido en medio de un mar de confusiones y cuestionamientos, que nos mantienen quietos en primera revisando la maleta del equipaje durmiente, a ver si lo que cargamos es conveniente,…

Pero de qué nos quejamos por Dios!

Solo porque nos ponen a trabajar como asnos regañados y sumisos por un sueldo que según los magos que lo fabrican, nos alcanza perfectamente para comprar el cielo y el moro… pero que si nos atenemos a lo que gritan los estómagos pelados, no…