La utopía de repatriación de estatua arquitectónica ubicada en Dinamarca

Una estatua de la zona arqueológica, la cual se encuentra en el país europeo, es sinónimo del esfuerzo para recuperar piezas del patrimonio nacional

alt=

Los visitantes del Parque Arqueológico de San Agustín, en el sur del Huila, pueden conocer, entre más de 600 estatuas y monumentos, en especial una pieza de 76 centímetros, la cual se ha constituido en el símbolo para lograr la recuperación de elementos de este patrimonio.Se trata de la estatua identificada como San Agustín 155 en el catálogo Estatuaria del Macizo Colombiano, de acuerdo con los registros del Instituto Colombiano de Antropología e historia, fue declarada por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.

La valiosa pieza fue hurtada en 1988 en La Pradera, zona rural de San Agustín, durante un periodo donde los saqueadores robaron decenas de estatuas. Estas fueron sacadas del país y vendidas a traficantes internacionales. La 155 terminó en Dinamarca, al norte de Europa, en manos de un coleccionista privado.

La detección de la pieza se dió por parte de daneses, y su recuperación y repatriación, junto a 255 piezas más, es producto de un prolongado esfuerzo en donde participaron la Cancillería, el ICANH y el Ministerio de Cultura, junto a la Interpol y al Consejo Internacional de Museos.Las piezas fuerond devueltas a Colombia en 2011, 23 años después de su robo. "La 155 está aquí en el Museo, a salvo", indicó Isidro Ortega, director del Parque Arqueológico de San Agustín.

"Estamos en el proceso, el cual es muy dispendioso, acompañado de varias instituciones nacionales e internacionales para lograr el retorno de otras piezas", agregó el historiador.

 

Entérese: Gobernador gestiona energía solar y eléctrica para zona rural de 7 municipios del Huila